Revolución IA

La Inteligencia Artificial está llamada a protagonizar la próxima Revolución tecnológica

Inicio Sobre Revolucionia Temas Para saber más Contacto

Definiciones legales para la Inteligencia Artificial

Fernando P.    25/12/2017

Temas:  Actualidad    Divulgación    Inteligencia Artificial y Sociedad

La mayoría de desarrollos teóricos relacionados con la Inteligencia Artificial no son nuevos, no se puede decir que la Inteligencia Artificial sea algo nuevo. Pero sí que sucede que desde hace no mucho tiempo se cuenta con computadores de gran potencia y conjuntos de datos inmensos que han hecho posible poner en práctica y refinar aplicaciones de la Inteligencia Artificial que, en la práctica, eran inviables hasta hace no mucho.

En este sentido, podemos hablar de Revolución de la Inteligencia Artificial, pero es una revolución tranquila, que empezó hace mucho y aún queda mucho por recorrer. Lo cierto es que se ha llegado al punto en el que este tema empieza a concentrar muchas miradas. Una de esas miradas viene de los estados, un fenómeno entre curioso y preocupante.

Nueva legislación en Estados Unidos
El Senado Norteamericano está trabajando en un proyecto de ley que tiene como objetivo ayudar al Gobierno Federal sobre la forma en la que la Inteligencia Artificial debe ser regulada e implementada.

Esto, dicho así, no deja de ser algo sorprendente porque incluso aquí, en Revolucionia.net, tenemos a veces algún problema para decidir sobre lo que es Inteligencia Artificial o no. Tampoco tenemos muy claro de dónde van a salir los desarrollos teóricos que, supuestamente, van a permitir a las máquinas controlar el mundo, como se oye y se lee constantemente por ahí.

Más antigua que la Inteligencia Artificial es la Computación. Hoy en día casi todo el mundo lleva encima un computador, camuflado como teléfono móvil, que haría palidecer en potencia de cálculo a los supercomputadores que se usaban no hace mucho para el diseño de armas nucleares (simulando las detonaciones), las mismas armas que existen hoy en día. No parece que esto preocupe mucho a ningún gobierno. Pero con la Inteligencia Artificial debe haber algo raro para despertar tanto celo en los gobiernos.

Quizá no es algo tan precipitado como parece y resulta que el gigantesco Estado Federal Norteamericano nos tiene preparadas interesantes sorpresas en la forma de tremendos avances en las técnicas de Inteligencia Artificial. Será cuestión de estar atentos a ver qué sucede con todo esto.

Las definiciones legales para la Inteligencia Artificial
Si nos entretenemos en leer el borrador de la legislación que está preparando el Senado Norteamericano veremos que, de momento, andan ocupados tratando de definir qué es la Inteligencia Artificial. Lo que alguien podría venir a llamar el hecho imponible, que más o menos de eso irá el tema, de buscar nuevas formas de financiación de la cosa pública.
Definiciones legales para la Inteligencia Artificial
Esta gente propone hasta cinco definiciones de lo que es la Inteligencia Artificial, que son una especie de tótum revoliútum de ideas, algunas con cierto sentido y otras disparatadas. Nosotros ya hemos tratado de describir lo que hoy en día, desde el punto de vista práctico, se puede considerar como Inteligencia Artificial, cuestiones filosóficas aparte.

Pero vayamos con esas definiciones:


1. Cualquier sistema artificial que realice tareas bajo condiciones variables e impredecibles, sin supervisión humana significativa, o que pueda aprender de su experiencia y mejorar su rendimiento. Dichos sistemas pueden estar implementados en forma de programas de computador, circuitos electrónicos u otros sistemas no contemplados aún. Puede que sean capaces de relizar tareas que requieran de percepción similar a la humana, aquisición de conocimiento, planificación, aprendizaje, comunicación o interacción física. En general, cuanto más se parezca a un humano en el contexto de la tarea que ejecuta, más probáblemente se dirá que usa Inteligencia Artificial.

Esta definición es cualquier cosa menos una definición. Es tan compleja y genérica que es más fácil identificar las cosas que no abarca antes que todas las que abarca. Sin ir más lejos, máquinas de videojuegos de hace 20 o 30 años que están en algún museo encajan con esta definición. Esto viene a ser equivalente a aquella forma de legislar que dice que está todo prohibido excepto lo que ya se dirá cuando llegue el momento.


2. Sistemas que piensan como humanos, del tipo de arquitecturas cognitivas y redes neuronales artificiales

La verdad es que no tenemos constancia de ningún sistema artificial que piense como un humano. Igual se desarrolla en el futuro, y no es un futuro a corto plazo. Legislar sobre algo que no existe es una cosa muy fea, que demuestra la ignorancia del legislador. Pensar en algo implica una cadena verificable de razonamientos y eso es algo que las redes neuronales artificiales por sí solas no pueden hacer. Esta definición está completamente fuera de la realidad.


3. Sistemas que actúan como humanos, como pueden ser sistemas que pasen el Test de Turing u otras pruebas comparables, usando procesamiento de lenguaje natural, representación del conocimiento, razonamiento automático y aprendizaje

El Test de Turing es una especie de prueba sencilla, muy famosa, que se postuló en los inicios de la Inteligencia Artificial como un objetivo a conseguir y una meta que definiría el momento en el que la Inteligencia Artificial sería más poderosa que un humano. Consiste en ofrecer a un humano la posibilidad de hacer preguntas a dos interlocutores ocultos, otro humano y una máquina, de forma que al final del proceso el humano que formula las preguntas, a la vista de las respuestas que recibe, sea capaz de identificar qué interlocutor es una máquina. Si no es capaz, decimos que la máquina ha pasado el Test de Turing.

A día de hoy, no existen máquinas que sean capaces de pasar el Test de Turing, salvo condiciones extrañas. Aunque si el humano que pregunta es uno de los legisladores del tema que nos ocupa, puede que sí que haya máquinas que sean capaces de hacerlo.

Estamos de nuevo en legislar sobre lo que no existe aún ... por si acaso, aunque se creen problemas que ahora no existen. Por otro lado, la referencia a sistemas que actúan como humanos es tan imprecisa como desafortunada.


4. Un conjunto de técnicas, incluyendo aprendizaje automático, que aproximan tareas de adquisición de conocimiento

Esta definición tiene la virtud de la sencillez, pero erra el tiro. Existen técnicas matemáticas muy antiguas que hacen cosas de este tipo, como puede ser el Análisis Multivariante. Una de las técnicas más sencillas y más conocidas del Análisis Multivariante, usada desde hace décadas en Psicología, es el Análisis de Componentes Principales, que encaja estupendamente en esta definición.

El mismo Teorema de Pitágoras es una técnica automatizable que nos permite conocer un lado de un triángulo rectángulo a partir de los otros dos ... ¿ Esto también cuenta como Inteligencia Artificial o habrá que añadirlo a la inmensa lista de excepciones ?


5. Sistemas que actúan de forma racional, como agentes inteligentes implementados en forma de programas de computador e integrados en robots que logran objetivos usando percepción, planificación, razonamiento, aprendizaje, comunicación, toma de decisiones y ejecución de decisiones

Esta definición viene a considerar lo que aquí hemos definido como agentes inteligentes. El problema es que un agente inteligente puede ser igualmente una cosa muy sencilla (una aspiradora, un videojuego, una puerta automática ...) o una cosa muy complicada, sobre todo si aún no existe.

Poner la lupa de la regulación sobre cosas del tipo de aspiradoras, automatismos o videojuegos no tiene mucho sentido, son cosas que llevan décadas con nosotros y no crean problemas, más bien al contrario.

Respecto a cosas tan complicadas que aún no existen, pues podemos remitirnos a lo que han dicho las autoridades rusas hace poco sobre las conversaciones para prohibir robots asesinos: es disparatado legislar sobre cosas que no existen.

¿ A dónde nos lleva todo esto ?
Este tipo de iniciativas no son aisladas. Hace poco hablábamos aquí sobre la iniciativa del Gobiero Español para crear el Libro Blanco sobre la Inteligencia Artificial. Ya veremos si este Libro Blanco también se descuelga con su ristra de definiciones para la Inteligencia Artificial.

Básicamente, se percibe una confusión generalizada, rayando en la ignorancia. Probáblemente es más fácil hacer caso a los agoreros del fin de la humanidad que a los que se dedican pacientemente a explicar cual es la realidad y qué cosas son razonables de esperar del futuro, o no. Lo inquietante es que se paga dinero a los defensores de la cosa pública para que nos defiendan de los charlatanes y al final parece que están más con ellos que contra los problemas reales.

Naturalmente, hay un par de cosas muy interesantes para los gobiernos relacionadas con la Inteligencia Artificial. Quizá la aparente ignorancia no es tal y lo que realmente mueve todo esto es el interés en estas dos cosas:

El tiempo dirá qué es lo que se prentendía conseguir con todo esto. De momento tienen bastante con ponerse de acuerdo en una definición de la Inteligencia Artificial.



La Inteligencia Artificial es una colección heterogénea de ideas. Puede que algún día aparezcan dispositivos, derivados de estas ideas que, deban ser regulados. Legislar sobre las ideas no trae nada bueno, pero es algo innato a la ambición humana.



Para saber más:

Documento PDF original con la prupuesta de normativa que requiere al Secretario de Comercio para establecer un órgano que permita regular el desarrollo e implementación de la Inteligencia Artificial. Esta propuesta está centrada en las definiciones de Inteligencia Artificial y contiene las propuestas de definición comentadas aquí.

Noticia en medio generalista sobre la propuesta de ley del Senado Norteamericano comentada en este artículo. Está centrada en las definiciones de Inteligencia Artificial propuestas. Viene a criticar que el Senado quiera legislar sobre algo que no entiende ni es capaz de definir.



 

Inicio Powered by NetBSD
 
HTML5
 
En general, todo el contenido de este sitio web es original, salvo referencias o enlaces a otros sitios web y citas o reproducciones expresamente presentadas como tales.

No está permitida la reproducción ni la copia del contenido de este sitio web sin el permiso expreso de la propiedad del mismo.

Este sitio web no utiliza cookies ni ningún otro mecanismo para almacenar información en los navegadores de los visitantes ni para realizar seguimiento de los mismos.

2017,2018 Revolucionia.net
Sobre Revolucionia
Temas
Para saber más
Contacto